Comprar barbacoa eléctrica

Comprar una barbacoa eléctrica  se convierte en un electrodoméstico ideal para el hogar. Una parrillera forma parte de ese grupo de aparatos que no pueden faltar en nuestro hogar. Además de ser muy versátil y útil aporta un toque de sabor extra a los alimentos.

Comprar-Barbacoa-Electrica

En nuestra página web ponemos a tu disposición una gran variedad de barbacoas eléctricas. Estas  poseen diferentes características, para que te decidas por la que más se adapta a tus necesidades y las condiciones de tu vivienda.

Manejamos las mejores marcas de barbacoas eléctricas que existen en el mercado, cuya garantía es de dos años.  Ofrecemos grandes ofertas con precios sin competencia.

Si estás buscando una parrilla eléctrica de excelente calidad y acorde a tus necesidades, puedes observar todas las opciones que tenemos a tu disposición en nuestra tienda en línea. Incluso puedes guiarte con este post para tomar la decisión más acertada de comprar una barbacoa eléctrica.

¿Qué barbacoa eléctrica comprar?

Las barbacoas eléctricas son muy prácticas. Lo mejor de todo es que no exigen el uso de cualquier tipo de combustible. Funcionan por medio del uso de la energía eléctrica, a través de la que se calientan las resistencias y parrillas.

A continuación te enseñaremos las características que poseen las mejores parrilleras que existen hoy en día en el mercado. Allí podrás identificar cuál es la que mejor se adapta a tus necesidades y puedas comprar  barbacoa eléctrica.

Barbacoa portátil Taurus MAXIMS 968435

Esta barbacoa es una de las opciones más sencillas, cuyas funciones son bastante básicas, tanto para cocinar como para preparar alimentos a la parrilla.

La superficie de cocción que tiene es de 42 centímetros por 22 centímetros, por lo que es bastante amplia para colocar varios alimentos a la vez. Viene con un termostato que nos permite regular la temperatura a la cual deseamos cocinar.

Posee una potencia de 2000W y una bandeja en la parte inferior, en la que queda la grasa que suele soltar la carne a la parrilla. Solo basta con agregar agua en dicha bandeja para evitar los olores y el humo en exceso.

Todas las piezas que componen esta parrilla pueden extraerse con facilidad, lo que convierte el proceso de limpieza en algo bastante fácil y sencillo.

El peso que tiene este asador es bastante liviano, por lo que puede trasladarse con facilidad de un lugar a otro. Resulta idónea para las viviendas y pisos cuyo espacio es bastante reducido, considerando que no produce mucho humo ni olores fuertes.

Barbacoa eléctrica Philips HD4419/20

Este producto es uno de las favoritos de muchos usuarios. Y es que cuenta con una potencia superior al modelo anterior, al funcionar bien con 2300W. También tiene una placa antiadherente de alta temperatura que se encarga de conservar los jugos y el sabor de los alimentos.

Dicha placa cuenta con una parte estriada y otra lisa, dividida en partes iguales, lo que nos permite seleccionar la forma como deseamos que se vean los alimentos.

Al igual que el modelo anterior, posee un termostato que nos permite regular, entre cinco opciones, el nivel de temperatura que deseamos emplear. Podemos guardarla en posición horizontal, por lo que no ocupa mucho espacio dentro de una alacena.

Cuenta con una bandeja ubicada en su parte interior, en la que se acumula la grasa que sueltan los alimentos al cocinarlos. Viene también con una espátula con la que es posible remover y voltear los alimentos durante el proceso de cocción.

Todas las piezas que tiene esta barbacoa pueden desmontarse e introducirse en el lavavajillas sin problema alguno, por lo que resulta bastante fácil de limpiar. En cuanto al proceso de aseo manual, éste puede ser un poco engorroso por la forma que tienen las piezas del artefacto.

Barbacoa eléctrica con patas Severin 2792

Es un producto que viene con un soporte que la hace ideal para utilizar en espacios exteriores, aunque gracias a su tamaño también puede usarse en el interior de la vivienda o piso.

Asimismo, presenta una bandeja en la que se pueden colocar los condimentos, la cual resulta muy práctica. Su potencia es bastante alta, pues utiliza 2500W.  Viene con dos cortavientos que pueden ajustarse.

La superficie de cocción que tiene este artefacto es de 41 centímetros por 26 centímetros, mientras que la altura cuando tiene las patas puestas es de unos 76 centímetros aproximadamente.

Como las versiones previas, tiene un termostato con el que se puede regular la temperatura a la que se cocinan los alimentos. Posee una bandeja situada en su parte inferior, fabricada en acero esmaltado.

Cuenta con un sistema que evita la generación de humo y olores, solo al verter agua en la bandeja. Es ideal para utilizar en un día de reunión familiar en un jardín o de piscina.

El único punto desventajoso que tiene este aparato es que el cable de alimentación de corriente es un poco corto, por lo que a la hora de usarla en espacios exteriores debe emplearse una extensión.

Barbacoa Jata BQ101A

Esta es otra de las favoritas para muchos usuarios, por lo que es una de las más vendidas en las tiendas de comercio electrónico. Se refiere a un aparato de sobremesa, cuyas piezas son totalmente desmontables, lo que facilita bastante el proceso de limpieza.

Dentro de los modelos que hemos descrito, la potencia de éste se encuentra en un punto medio, pues utiliza 2400W. Su parrilla puede regularse a dos alturas, por lo que una sirve para cocinar pescados y otra, carnes rojas.

Esta tiene una parrilla que mide 43 centímetros por 27,2 centímetros, que es un tamaño bastante idóneo para cocinar varios alimentos al mismo tiempo.

También contiene la bandeja que se ubica en la parte inferior, la cual está elaborada en acero inoxidable. Cuando se le agrega agua previene la salida de humo y olores, al tiempo que almacena el exceso de grasa que sale de los alimentos.

Uno de los puntos a favor que tiene este aparato es que su relación entre calidad y precio es bastante buena. Sin embargo, la resistencia suele ser un poco frágil, por lo que nos exige tratarla con delicadeza.

Mini barbacoa portátil Severin 2791

Si hay una parrilla idónea para los espacios pequeños es esta mini barbacoa, tomando en consideración que está elaborada con materiales altamente resistentes y duraderos.

Es un utensilio ideal para usar en lugares exteriores como un jardín, un balcón o una terraza, pues viene con dos cortavientos que pueden ajustarse, según las condiciones de la zona.

Su potencia es otro punto a favor, pues funciona con 2500W. Además, todas las piezas que la componen pueden desmontarse con facilidad, lo que permite que el proceso de limpieza sea mucho más sencillo.

Al igual que todos los modelos anteriores, esta barbacoa eléctrica está elaborada de acero inoxidable en su parte inferior; allí,  cae la grasa que se genera en exceso por la cocción y al agregarle agua evita la generación de humo y olores.

La superficie para cocción de este aparato es de 41 centímetros por 26 centímetros, lo que permite cocinar suficientes alimentos a un mismo tiempo.

Viene con un termostato que nos facilita la regulación de la temperatura a la que cocina los alimentos, dependiendo del tipo que sean.

Esta parrillera es bastante sencilla, muy útil para interiores y exteriores. Cuenta con buena reputación por parte de los usuarios que ya la han adquirido.

Barbacoa eléctrica Severin 1511

Otra de las opciones bastante idóneas para usar en el interior de las viviendas es comprar esta barbacoa eléctrica, pues cuenta con una serie de características que la convierten en la favorita de muchas personas.

Es un equipo bastante potente al funcionar con 2300W. Su superficie de cocción tiene como medidas 48 centímetros por 43,5 centímetros, ideal para preparar varios alimentos a la vez.

Todas las piezas que tiene este artefacto son totalmente desmontables, facilitando así su limpieza en vista de que pueden ingresarse dentro del lavavajillas.

Como todos los modelos previos, tiene una bandeja inferior, la cual está fabricada en aluminio, a la que se le agrega agua para evitar la emanación de humo y olores en exceso. Suele recolectar la grasa que se genera de los alimentos.

Viene con un termostato con el que podemos regular la temperatura de cocción que usa el aparato, así como una luz tipo piloto que nos indica cuando la barbacoa está encendida.

La relación entre la calidad y el precio que tiene esta barbacoa la convierten en una excelente opción.

El único punto que puede resultar desventajoso de este equipo es que su tamaño es un poco voluminoso. Sin embargo, eso no es problema cuando se usa en espacios amplios.

Plancha eléctrica Philips HD4418/20

Es otra buena alternativa a la hora de comprar una barbacoa eléctrica, pues se refiere a un artefacto que cuenta con una plancha de textura lisa, al estilo grill, cuya superficie es bastante amplia (31,2 centímetros por 51,6 centímetros).

La potencia con la que funciona este artefacto es de 2300W e incluye un termostato que puede ajustarse hasta unos cinco niveles de temperatura diferentes a utilizar según el tipo de alimentos que se desea cocinar.

La placa tipo plancha está elaborada con materiales antiadherentes parecidos a los de un sartén hecho con piedra volcánica, lo que la hace bastante resistente y duradera.

Para facilitar el proceso de almacenamiento, esta parrilla puede guardarse en posición vertical. También trae la respectiva bandeja inferior en la que acumula la grasa que se genera en exceso y previene la emanación de olores y humo.

Es bastante fácil de limpiar porque sus piezas pueden desmontarse de manera sencilla y posee una excelente relación entre calidad y precio. Además, puede usarse como plancha grill o como parrillera.

Parrilla eléctrica Severin 2790

Es una parrilla eléctrica de alta potencia que destaca en esta lista, pues utiliza 2500W de potencia. Además, es una de las alternativas con una superficie de cocción grande, la cual es de 41 centímetros por 26 centímetros.

En total, esta barbacoa mide unos 50,5 centímetros por 40 centímetros. Además, trae una bandeja inferior a la que se le agrega un poco de agua para que no emane ni humo ni olores fuertes.

Por esta razón, resulta  idónea para usar en el interior de las viviendas. Dicha bandeja también recoge el exceso de grasa.

Viene con el respectivo termostato para hacer la regulación de la temperatura a la que se cocinan los alimentos, según su naturaleza, contando también con una luz piloto que indica cuando el artefacto está encendido.

En caso  que deseemos los alimentos impregnados de un sabor como los cocinados al carbón, solo tenemos que colocar en la bandeja piedra volcánica y así obtendremos el sabor deseado.

Al igual que los modelos anteriores, todas las piezas que componen esta barbacoa se pueden desmontar con total facilidad y colocarlos dentro del lavavajillas, por lo que la limpieza se hace realmente sencilla.

Tanto la relación entre calidad y precio como la versatilidad que tiene esta barbacoa la convierten en una muy buena opción a la hora de elegir una parrillera eléctrica para el hogar.

Una de las grandes ventajas que tienen todos estos modelos de barbacoas eléctricas es que no nos exigen agregar grasas extras a los alimentos.

Estos  suelen cocinarse con la grasa natural que  poseen, las cuales se desechan al caer en las bandejas ubicadas en el área inferior de cada aparato.

Además, cuando se usan los asadores eléctricos estamos garantizando la conservación y el realce del sabor que poseen los alimentos. Estos los  consumimos de una forma más saludable, gracias a que no pierden todos sus nutrientes más valiosos.

Es por ello que si optas por comprar una barbacoa eléctrica, podrás  llevar una dieta saludable, pues podrás consumir  los alimentos con un buen sabor sin perder la nutrición balanceada que se requiere.

¿Qué es una barbacoa eléctrica?

Una barbacoa eléctrica se refiere concretamente a un artefacto diseñado para cocinar los alimentos por medio del método del calor radiante que emana de una o varias resistencias. Puede utilizarse en ambientes interiores o exteriores, dependiendo de su diseño.

Todas las cocinillas eléctricas cuentan con un cable de conductor de energía, el cual se conecta a los toma corrientes que tenemos en casa.

Tomando en cuenta que estas barbacoas funcionan por medio del calor, suelen estar fabricadas en metal como el aluminio o acero inoxidable. Sus piezas principales son el calentador, la parrilla y la bandeja para la grasa.

Dependiendo del modelo que se elija, estos aparatos resultan bastante fáciles de trasladar y almacenar. Resulta ser bastante livianos y sus medidas no suelen ser muy grandes.

¿Cómo utilizar una barbacoa eléctrica?

Cuando decides comprar barbacoa eléctrica recuerda que su funcionamiento resulta bastante parecido a las parrilleras de carbón, aunque la capacidad para calentarse es mucho mayor y rápida.

Para utilizarla, solo tienes que armar las piezas que la conforman, luego regula el termostato a la temperatura a la que deseas cocinar los alimentos.

Posteriormente es necesario esperar a que la luz del piloto te indique el momento exacto en el que puedes comenzar a usar la barbacoa; es decir, cuando llega la hora de colocar los alimentos en la parrilla o la plancha, según sea el caso.

Una vez que los alimentos han alcanzado una cocción adecuada por el lado de la parrilla, solo tienes que voltearlos con un tenedor. Así evitarás que se peguen y podrás repetir esta operación hasta que se hayan cocinado totalmente.

Cuando terminas de utilizar la parrilla, coloca el termostato en cero, apaga el aparato, desconecta el cable de alimentación eléctrica.

Luego es necesario esperar a que se enfríe la resistencia para vaciar la bandeja inferior, desarmar las piezas y lavarlas manualmente o introducirlas en el lavavajillas.

En nuestra tienda en línea seguimos contándote que a la hora de comprar barbacoa eléctrica es importante que leas el manual de instrucciones con el que viene cada uno de estos artefactos. Esto te facilitará todo a la hora de cocinar alimentos en ella.

Tipos de barbacoas eléctricas

Existen varios tipos de parrilleras que funcionan con electricidad y tienen  una serie de características que las diferencian y  clasifican por categorías tales  como las que mencionamos a continuación:

Barbacoas portátiles

Son aquellas diseñadas especialmente para trasladarlas de un lugar a otro. Resultan ideales para viviendas pequeñas y apartamentos. Por lo general no miden más de 50 centímetros de ancho y están elaboradas con materiales livianos, pero altamente resistentes.

Estas barbacoas entran en la categoría de parrilleras de contacto, en vista de que la resistencia suele entrar en contacto directo con la parrilla para calentarla rápidamente.

Barbacoas con patas

Se pueden utilizar en lugares exteriores, por ejemplo, en un día de reunión en el jardín o la piscina. Cuentan con una serie de soportes que le proporcionan una altura adecuada para cocinar los alimentos a la parrilla con bastante comodidad.

Por lo general, cuentan con un mecanismo rompe viento y un cable de alimentación eléctrico que puede conectarse a una extensión para ubicarla donde lo deseamos.

Igualmente, estas parrillas son conocidas como eléctricas abiertas, tomando en cuenta que suelen simular un asador al aire libre como los de carbón que se usa normalmente.

Mini barbacoas

Estas son del tipo de contacto, las cuales tienen un tamaño inferior a las convencionales. Resultan  ideales para usar en apartamentos, viviendas bastante pequeñas o en sitios donde existen regulaciones específicas para evitar el desarrollo de incendios.

Pueden colocarse sobre un mesón o en un balcón, pues son bastante livianas. Están fabricadas con materiales altamente resistentes y ligeros, por lo que podemos trasladarlas de un lugar a otro sin problema alguno.

Barbacoas con plancha

Se refiere al tipo de parrilla que funciona a través del mecanismo de contacto que se produce entre la resistencia y una plancha lisa. Vienen  al estilo de una sartén grill, la cual se calienta rápidamente hasta una temperatura indicada en el termostato.

Resultan ser bastante versátiles, en vista de que facilitan la cocción de una gran cantidad de alimentos. Además, resultan muy prácticas y fáciles de manejar.

Estos tipos de barbacoas funcionan especialmente con energía eléctrica, por lo que no requieren el uso de algún tipo de combustible, un punto a favor que representa un ahorro de dinero bastante considerable.

La mayoría de estos artefactos tienen un diseño compacto, por lo que se adaptan muy bien a cualquier lugar y son fáciles tanto de lavar como de almacenar.

¿Cómo limpiar una barbacoa eléctrica?

El proceso de limpieza de una barbacoa eléctrica es muy sencillo, tomando en cuenta que no es necesario deshacernos de los restos de carbón u otro elemento ensuciador.

Aun cuando la mayoría de las barbacoas tienen piezas desmontables que pueden colocarse dentro del lavavajillas, esto no es algo que recomiendan los expertos.  En este sentido, los químicos y la temperatura del agua que utiliza este electrodoméstico podría provocar un desgaste en el material de las parrilleras.

Lo más aconsejable a la hora de limpiar una asadora eléctrica es desarmar las piezas. Elimina el agua de la bandeja inferior, en la que también se acumula la grasa propia de la cocción.

Luego  lava cada una de sus partes en el lavaplato con un detergente regular y agua a una temperatura ambiente. Emplea  una esponja suave (evitar el uso de esponjas de alambre). Deja secar al aire libre o usa un paño seco y limpio.

Como observarás limpiar una barbacoa es bastante sencillo. Además, no olvides que del éxito de este procedimiento y el adecuado almacenamiento que proporcionas al aparato depende directamente su buen funcionamiento.

Contar con una barbacoa eléctrica en casa será siempre un aspecto muy positivo porque te permite cocinar diversos alimentos de una manera diferente. Además se  convierte en un aliado muy especial, sobre todo cuando tienes invitados a los que deseas impresionar con la preparación de platillos deliciosos.